Boda, en Holanda, Lonneke + Ken (Parte I)

Estaréis aburridos, ya que os lo decimos cada vez que hacemos una boda "en destino" (es decir, muuuy lejos de casa), pero os lo vamos a repetir una vez más: Las bodas fuera de nuestro país molan, mucho, pero son un infierno logístico. Eso sí: Gracias a ellas conseguimos aprender tradiciones que no conocemos, en incluso pillar ideas de cosas que pueden ser interesantes de importar aquí. Por ejemplo: ¿Os gustaría saber cómo es una boda "a la holandesa"? Pues seguid leyendo :)

Café, comida y maquillaje.

Café, comida y maquillaje.

La boda de Lonneke y Ken fue un ejemplo de cómo suelen ser las bodas en los Países Bajos. Como las ceremonias casi siempre son de día, la pareja comienza a prepararse muy pronto. La familia acostumbra a estar presente pero, no olvidemos que es Europa del Norte: Es por la mañana, y el desayuno ha de ser fuerte.

No es habitual que el dinero o los regalos a los novios se hagan a través de una cuenta corriente o una lista de bodas: Se prepara una tarjeta, y se adjunta al paquete con el regalo o al sobre con el dinero.  Así es más personal.

No es habitual que el dinero o los regalos a los novios se hagan a través de una cuenta corriente o una lista de bodas: Se prepara una tarjeta, y se adjunta al paquete con el regalo o al sobre con el dinero.  Así es más personal.

Estas son las vistas desde la casa donde estaba Ken

Estas son las vistas desde la casa donde estaba Ken

Desde Rotterdam, teníamos que ir hasta la playa, para la ceremonia. Aquí nos estaban diciendo dónde era.

Desde Rotterdam, teníamos que ir hasta la playa, para la ceremonia. Aquí nos estaban diciendo dónde era.

Lo habitual es que cada uno de los novios se prepare en su casa, o en una casa de su familia (como en España). Pero es cierto que cambian algunas cosas: El ambiente no es tan formal como en nuestro país; la idea es más desayunar juntos, que hacer de ello un evento social.

bblyk1-2-0004.jpg
Café a raudales

Café a raudales

Más café, las tazas molaban.

Más café, las tazas molaban.

Otra cosa curiosa es que, el ramo, siempre es cosa del novio. Él lo elige y lo compra, llega a su casa, y es él el encargado de dárselo a la novia.

No, pese a ser Holanda, el ramo no era de tulipanes :)

No, pese a ser Holanda, el ramo no era de tulipanes :)

Este es el coche en el que Ken fue a recoger a Lonekke (la primera vez en la que Elías montó en un descapotable)

Este es el coche en el que Ken fue a recoger a Lonekke (la primera vez en la que Elías montó en un descapotable)

bblyk1-2-0009.jpg
bblyk1-2-0010.jpg

Ya sabéis que no solemos "separarnos" a la hora de hacer las fotos de los preparativos (siempre vamos juntos). Sin embargo, en esta ocasión, obviamente, el timing era distinto, no disponíamos de vehículo propio, y debíamos adaptarnos. Pilar estaba haciendo fotos en casa de Lonneke mientras Elías cubría el desayuno con vistas a los canales de Rotterdam junto a Ken.

bblyk1-2-0011.jpg
La casa donde se vestía Lonneke era la típica casita holandesa al lado de un canal.

La casa donde se vestía Lonneke era la típica casita holandesa al lado de un canal.

Ventanas enormes y mogollón de luz.

Ventanas enormes y mogollón de luz.

En casa de Lonneke había más té que café.

En casa de Lonneke había más té que café.

bblyk1-2-0016.jpg

Como decíamos, el novio acude a por la novia, para llevarla al lugar de la ceremonia. En un descapotable con un lazo, en este caso.

bblyk1-2-0017.jpg
bblyk1-2-0018.jpg
¿Hace fresco?, Sí, un poco.

¿Hace fresco?, Sí, un poco.

La "calle" de la casa dónde estaba Lonneke.

La "calle" de la casa dónde estaba Lonneke.

bblyk1-2-0021.jpg

El momento llegada del novio y entrega del ramo es una de las cosas más románticas que hemos visto en una boda.

Lo normal es que el novio llame directamente a la puerta, y entre a ver a su chica.

Lo normal es que el novio llame directamente a la puerta, y entre a ver a su chica.

bblyk1-2-0023.jpg

Y a partir de ese momento, aunque todavía falta bastante para la ceremonia, es cuando se comienzan a hacer fotos "de pareja". Casi podemos considerarlo una preboda, ya que tenemos muchísimo rato para hacer fotos, y... claro, tanto el entorno como la luz eran un poco de cuento, había que hacerlo.

Novia sin velo.

Novia sin velo.

Novio sin corbata.

Novio sin corbata.

El perro de la familia de Lonneke. Super-Guapo.

El perro de la familia de Lonneke. Super-Guapo.

bblyk1-2-0025.jpg
bblyk1-2-0026.jpg
Los callejones entre las casitas de ladrillo nos parecieron un lugar perfecto para hacer fotos de pareja.

Los callejones entre las casitas de ladrillo nos parecieron un lugar perfecto para hacer fotos de pareja.

bblyk1-2-0028.jpg
bblyk1-2-0029.jpg

El camino al lugar de la ceremonia (una media hora en coche) lo hicieron, en el descapotable. Y la ceremonia era en la playa. Sí, en Holanda, y en la playa. Nosotros estamos acostumbrados a las playas mediterráneas, pero la verdad es que las playas del Mar del Norte son grandísimas; e incluso, para nosotros, muy exóticas.

De camino a la playa en la que se iba a celebrar la ceremonia. En descapotable.

De camino a la playa en la que se iba a celebrar la ceremonia. En descapotable.

bblyk1-2v-0003.jpg
bblyk1-2v-0004.jpg
bblyk1-2-0031.jpg

Estuvimos más de una hora haciendo fotos en la playa. Y tenía sentido: Justo en ese lugar los novios solían ir a jugar de pequeños, e incluso justo en esa playa, solían saltar desde las dunas. Una de las fotos que nos habían pedido era precisamente eso: Ellos haciendo el cabra en las dunas, como hacían de niños.

bblyk1-2-0032.jpg
bblyk1-2-0033.jpg
La temperatura y el clima eran ideales. Al día siguiente llovió, eso sí.

La temperatura y el clima eran ideales. Al día siguiente llovió, eso sí.

La novia descalza, antes de la ceremonia.

La novia descalza, antes de la ceremonia.

bblyk1-2-0036.jpg
bblyk1-2-0037.jpg
bblyk1-2-0038.jpg
bblyk1-2-0039.jpg
bblyk1-2-0040.jpg
bblyk1-2-0041.jpg
bblyk1-2-0042.jpg
Junto a la playa, comienza el puerto de Rotterdam: El más grande de Europa. Es habitual ver pasar enormes cargueros como este, que según nos contaron, transporta cítricos para hacer zumo (Los que viven por allí están muy puestos en barcos).

Junto a la playa, comienza el puerto de Rotterdam: El más grande de Europa. Es habitual ver pasar enormes cargueros como este, que según nos contaron, transporta cítricos para hacer zumo (Los que viven por allí están muy puestos en barcos).

bblyk1-2-0044.jpg
bblyk1-2-0045.jpg

Acostumbrados a lo rígida y nerviosa que suele estar la gente antes de una boda, en nuestra zona, nos resultaba chocante ver a los novios paseando tranquilamente, con los pantalones y la falda arremangados, y llenándose de arena. Chocante, pero divertidísimo. Y una oportunidad perfecta para hacer fotos.

bblyk1-2-0046.jpg
bblyk1-2-0047.jpg
bblyk1-2-0048.jpg

Pero al final, tenía que empezar el enlace. Con los pies llenos de arena, junto a la playa, y con algunas particularidades que nos parecieron muy curiosas ¿Os apetece saber como fue? Dadnos unos días, para preparar la segunda parte de este post, y os lo contamos.
De momento, os podemos decir que todo ocurrió aquí: En De Zeebries.

De zeebries beach club, un sitio que no podía molar más.

De zeebries beach club, un sitio que no podía molar más.

Estad atentos, en breve os enseñamos más cosas de esta boda. Mientras tanto ¡No paséis frío! Que este mes está siendo fresquito :)