Boda Kumiko + Javi

Suponemos que tras ver las fotos de su sesión de preboda, debíais estar deseando ver cómo había sido su enlace, ¿no? ¡Pues aquí están las fotos!

Como podéis ver en las imágenes, todo el tiempo se aprecia tranquilidad y falta de los típicos nervios del día de una boda; no es de extrañar, ya que nuestros chicos tenían algo de experiencia: Como os contamos, Javi es español y Kumiko japonesa, y ya podéis imaginar lo difícil que hubiera sido organizar un solo evento en el que hubiese podido asistir todo el mundo... ¿Solución? Dos ceremonias, una en Japón y otra en Valencia (que es la que os enseñamos hoy, aunque nos hubiese gustado estar también en la otra :)

Una de las cosas que más nos gustó de los preparativos de su boda, fue que estaban juntos. En España, lo tradicional ya sabéis que suele ser que el novio se prepare por un lado y la novia por otro, lo cual no está mal pero... cuando los novios pueden ayudarse el uno al otro a ultimar los detalles, o cuando el chico puede retocar el vestido de la novia para que quede perfecto ¡Es un lujo! De modo que tenedlo en cuenta para vuestra boda ¿Os atrevéis?

La ceremonia civil y la velada posterior discurrió en la Alquería del Pi, un edificio tradicional (de 1938) que además de ser precioso, tiene la ventaja de parecer aislado y sin embargo encontrarse dentro del casco urbano de nuestra ciudad. Nos gustó.

Mentiríamos si dijésemos que nos resultó difícil hacer el tipo de fotos que más nos gustan. Pero claro, con una novia tan guapa y expresiva como Kumiko las situaciones se nos presentaban a cada segundo. Y lo de cada segundo es literal, como podéis ver.

Estamos seguros de que serán muy felices durante un montón de años. Y si por casualidad les apetece celebrar su 10º o 25º aniversario con otro par de fiestas desperdigadas por el mundo ¡Nos pedimos hacer las fotos en la de Japón!